miércoles, 12 de agosto de 2009

DESAPARECIDO

Tu sombra (su sombra) no rompe la carne hoy.
Sólo mi cuerpo se proyecta sobre las paredes lisas:
manos negras e inservibles quieren tapar las palabras.

Quiero margaritas desgarrando tus costillas,
hundiendo sus raíces en un colchón sin desastre ni sábanas;
soprender al óxido del muelle gritando contra los tallos frescos.

La austeridad aún no ha impuesto el silencio.
Olvido las interferencias de la calle si respiras en mi oído.

1 comentarios:

Publicar un comentario

 
 
Copyright © carmensoriano
Blogger Theme by BloggerThemes Design by Diovo.com